tipos-piel-dermawand

Con el paso del tiempo, nuestra piel va sufriendo algunos estragos causados por diversos factores, así que siempre es buen momento para comenzar a cuidar de ella.

En la actualidad, existe un sinfín de opciones para prestar atención a la piel del rostro. Y para saber cómo actuar en su defensa, es importante reconocer las características de nuestro cutis.

Hay distintos tipos de piel, por ejemplo: seca, grasa o mixta. La recomendación es acudir con un dermatólogo certificado que evalué el estado de nuestra piel. Mientras eso sucede, aquí te explicaremos brevemente como detectarla y la manera en que puedes mejorar su aspecto.

  • Piel seca

La piel seca carece de lípidos para retener la humedad necesaria, existen grados de intensidad y cada uno requiere de cuidados especiales. La piel pierde agua debido a la transpiración. Puede sentirse por su textura frágil, áspera y con un aspecto ligeramente apagado.

  • Piel grasa

Se puede tener una piel grasa debido a cuestiones genéticas, cambios y desequilibrios hormonales o a la medicación. Este tipo de piel se caracteriza por tener un poro más grande de lo normal, es demasiado brillosa y los vasos sanguíneos en el cutis se vuelven más visibles.

  • Piel mixta

Este tipo de piel varía entre la conocida zona T del rostro (frente, mentón y nariz) que presenta cambios en el transcurso de la vida.

Se puede detectar por que el poro es más grande del tamaño normal y presenta algunas impurezas muy visibles.

  • ¿Qué hacer para mejorar el estado de nuestra piel?

Para renovar la piel del rostro y darle un aspecto fresco y natural, la radiofrecuencia es una opción que ha mejorado la apariencia millones de mujeres en todo el mundo.

Puedes valerte de aparatos que se utilizan desde casa y sin ayuda de profesionales, como DermaWand®.

DermaWand® es el equipo de radiofrecuencia y energía térmica para la piel, que ayuda a estimular y así dar una apariencia más firme ya que poco a poco va desvaneciendo las señales visibles de la edad.

Con el uso frecuente, ayuda a disminuir las líneas de expresión para lucir un rostro más fresco, jovial y radiante.

El uso de DermaWand® es muy sencillo y lo puedes aplicar durante tu rutina de belleza. Lo único que debemos hacer es pasarlo sobre la piel del rostro y por las zonas en donde se desea disminuir las líneas de expresión.

Ya que de esta manera, ayudará a estimular la producción de oxígeno enriquecido que limpia y reduce el tamaño de los poros.

¡Experimenta sus beneficios y conoce más de DermaWand®!

 

 

Sé el primero en enterarte de nuestro contenido y promociones exclusivas. ¡Suscríbete aquí!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Cerrar
Regístrate y obten promociones