Hogar

Reflexión en el Día de Muertos

La mayoría de nosotros somos renuentes a enfrentar  nuestra propia  muerte, y  a verla proyectada en todo nuestro alrededor no significa  despojar a la vida de todo sentido. Por el contrario, es reconocer su valor en nuestro día a día para entregarnos a una vida plena, pues aunque existe un hecho físico irremediable como es la muerte, la riqueza de la vida se da en su construcción cotidiana.

No es vivir pendiente de la muerte, es entender que nuestra existencia es finita, es un proceso donde se debe analizar el temor, para lo cual un acto de agradecimiento  es un elemento esencial para nuestra postura frente a la vida. Reconocer que nuestro paso por el mundo es temporal , nos lleva a darle un mayor peso al presente más que al futuro.

Vivamos cada día como el último…

Lic. Marcela González Chao

Etiquetas
Mostrar más

Related Articles

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close
Close