Descansar es un aspecto fundamental para mantener la vida en equilibrio. Científicamente se sabe que si a una persona se le privara del sueño de manera constante, a la larga eso podría ocasionarle varios desordenes. Por eso, es muy importante saber dormir bien cada noche.

Aprovechar y disfrutar de unas buenas horas de sueño, es fundamental para que el cuerpo pueda recuperarse del desgaste y estrés al que es sometido a lo largo del día.

Cumplir con las horas de sueño recomendadas para cada persona, beneficia enormemente la salud mental y física.

Los beneficios de dormir bien no deben ser subestimados, porque representan una función muy importante en el organismo, por ejemplo:

  • Te ayuda a mantener un peso saludable
  • Mejora la capacidad de memoria y resolución de problemas
  • Al dormir se reparan células y tejidos importantes
  • Estás más alerta y motivado

  • El sistema inmunológico se mantiene fuerte
  • La expectativa de vida puede aumentar hasta 5 años
  • Disminuye el riesgo de padecer enfermedades cardíacas
Síntomas que indican que no duermes bien

Existen diferentes razones por las que tal vez no podamos dormir bien, algunas de ellas son:

  • Tener una fuerte carga de estrés y ansiedad, que puede derivar en episodios de insomnio
  • Estar pasando por un proceso de recuperación o enfermedad, que impida adoptar una posición apropiada para el descanso
  • No contar con un buen colchón que brinde el soporte correcto a la hora de dormir

En promedio se recomienda que un joven adulto duerma entre 7 y 8 horas cada noche, rango de tiempo que permite pasar por cada ciclo del sueño, consiguiendo experimentar los beneficios arriba mencionados.

Cuando no le damos a nuestro organismo las horas de sueño que necesita, se pueden experimentar cambios negativos como:
  • Agotamiento físico y mental
  • Irritabilidad y dificultad para concentrarse
  • Se vuelve difícil resolver problemas y tomar decisiones
  • El sistema inmunológico se debilita, te enfermas más seguido
  • Los reflejos se vuelven más lentos

  • Empiezan a aparecer ojeras y bolsas pronunciadas en los ojos
  • Se pueden presentar dolores de cabeza fuertes hasta migraña
  • Las emociones y estados de humor se vuelven difíciles de controlar
  • Puede llegar a reducir la expectativa de vida de una persona

Si no duermes bien y has empezado a experimentar algunos de estos síntomas negativos, es momento de que hagas un alto y retomes el equilibrio de tu vida.

¡Dormir bien, no sólo es un placer, es una forma de cuidar nuestra salud!

Aquí te dejamos una opción que te ayudará a dormir mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Cerrar
Regístrate y obten promociones